Guillermo Pérez Villalta (Tarifa, 1948), considerado uno de los artistas esenciales del arte contemporáneo español,  expone su más amplia retrospectiva en Madrid

Hasta el 25 de abril se puede visitar en la sala Alcalá 31 “El arte como laberinto”, una muestra para conocer el ecléctico y variadísimo mundo de este artista gaditano, que va del Barroco y el Manierismo a Dalí y Walt Disney, pasando por Duchamp, la metafísica italiana, la psicodelia y el pop.

La exposición es la más amplia muestra, con casi un centenar de obras, que se ha dedicado en Madrid a Guillermo Pérez Villalta, y supone un inusual recorrido, alejado de convencionalismos, a través de la obra de este artista cuya trayectoria está unida a Madrid, ya que despuntó durante la Movida, para convertirse en un referente, una personalidad única dentro del panorama contemporáneo.

Pérez Villalta es pintor, escultor y diseñador. Fue integrante de la nueva figuración madrileña y uno de los artistas más representativos del posmodernimo en España.

11. Dédalo y el Minotauro 2017 - El artista posmoderno, protagonista de La Movida, Guillermo Pérez Villalta, expone en Madrid

Dédalo y el Minotauro, 2017.

 

9. Artistas en una terraza o Conversaciones sobre un nuevo arte Mediterra╠üneo 1976 - El artista posmoderno, protagonista de La Movida, Guillermo Pérez Villalta, expone en Madrid

Artistas en una terraza o Conversaciones sobre un nuevo arte Mediterra. 1976.

1. Los geómetras 2014 - El artista posmoderno, protagonista de La Movida, Guillermo Pérez Villalta, expone en Madrid

Los geómetras, 2014

 

El artista

perez Villalta 300x300 - El artista posmoderno, protagonista de La Movida, Guillermo Pérez Villalta, expone en Madrid

Guilermo Pérez Villalta.

Guillermo Pérez Villalta (Tarifa, 1948), pintor autodidacta, pasó su infancia entre La Línea de la Concepción, Cádiz, y Málaga, trasladándose con su familia a Madrid en 1958. Desde los primeros 70’s en que arranca su carrera, y a pesar de que estuvo siempre en ese núcleo duro de la Nueva Figuración madrileña junto con Carlos Alcolea, Carlos Franco y Rafael Pérez Mínguez, el artista ha mantenido su absoluta independencia con respecto a los cánones y las modas imperantes en el mundo del arte.

La obra de Pérez Villalta se anticipó en una década a muchas de las premisas de renovación que se impondrían durante los ochenta en la escena artística internacional. En toda su carrera se aprecia la huella que dejaron los estudios de arquitectura que nunca terminó: la presencia del vacío, el análisis del espacio y del comportamiento de la luz en las estancias, la geometría y los juegos con la perspectiva, son vectores que rigen sus imágenes, enriquecidas con elementos figurativos que enlazan asuntos mitológicos y aspectos privados de su biografía. “La geometría y las proporciones pueden hacer de cualquier tema o idea una constatación plásticamente pura. Algo que está en lo más profundo de la imaginación de la belleza”, son palabras del propio artista, para quien la búsqueda del placer a través de la belleza es una constante.

 

Si te interesa La Movida madrileña, sigue leyendo AQUÍ.